Comprar piso: la enfermedad de España

Te explicamos por qué

Publicado el 26 febrero 2016

Lo he dicho más de una vez, pero nunca me había parado a pensarlo tan profundamente. La gente en España tiene una enfermedad muy grave que se llama “comprar piso”. No importa la situación económica, no importan los ingresos, no importa el precio ni las circunstancias personales: todo el mundo tiene como objetivo vital tener un piso en propiedad.

Burbuja Inmobiliaria

Es cierto: lo de la Burbuja Inmobiliaria fue de traca. Subidas de precios brutales, precios de 200 o 300.000 € en las grandes capitales por zulos de 25 m². Y gente comprando los pisos a esos precios. Pero lo peor de todo es que la gente compraba los pisos con hipoteca, por lo que seguramente acabasen pagando 350 o 400.000 € por un piso que hasta el último momento no sería suyo. Todos hemos visto varias veces los reportajes de televisión en los que se ve a una familia diciendo “mi marido cobraba 900 € al mes y yo estaba en paro, y nos compramos una casa de 150.000 €”. Están los que responsabilizan al banco por haber concedido una hipoteca que no se podría devolver, y los que piensan que fueron unos irresponsables al meterse en un jaleo semejante. En cualquier caso, de locos.

Ahora todo el mundo reconoce que los precios de los pisos estaban hinchadísimos, pero la gente no ha aprendido la lección. Es más, con la bajada que han experimentado los pisos tras la burbuja, muchos ven ahora una oportunidad. Hemos pasado del “los pisos no pueden bajar” de hace unos años, al “ya no pueden bajar mucho más” de hoy en día. Pero lo cierto es que los fundamentales del precio del ladrillo no auguran nada bueno (ya les dedicaremos un post) y la impresión que tenemos es la de que los precios pueden seguir cayendo los próximos años. Y no somos los únicos que pensamos así.

Tiene que ser algo cultural… En otros países como Alemania la mitad de la población vive de alquiler, pero aquí todo el mundo tiene como objetivo comprar un piso, e incluso gente que objetivamente no se lo puede permitir y no se lo podrá permitir en una buena temporada sueña con comprar ladrillo. ¿Por qué lo hacen si en la mayoría de los casos comprar una casa no es objetivamente una buena decisión?

Una piso debería ser un sitio donde vivir. Por tanto, debería ser un medio para conseguir otros objetivos vitales, los que cada uno se haya propuesto. Sin embargo en España tener un piso es un objetivo en si mismo. Comprar un piso es la decisión financiera más importante en la vida de una persona. Sin embargo, la gente contrata hipotecas sin tener ni idea de lo que firma. Los bancos serán malos malísimos, pero lo que está claro es que al menos ellos sí sabían lo que firmaban, mientras que por lo general la otra parte ni entendía las cláusulas del contrato ni falta que le hacía.

Firma de hipoteca

Es bastante común ver a gente que no sabe que una hipoteca a 30 o 35 años a tipos medios del euribor puede llegar a casi duplicar el precio del inmueble. Es decir, que el que se compra un piso de 240.000 € (algo no tan descabellado incluso hoy en día en las grandes ciudades) a 35 años podría acabar pagando 450.000 €. Y todo eso sin contar impuestos, seguros, gastos y derramas. Si la gente se parase a pensar cuanto trabajo cuesta ganar tantísimo dinero, el riesgo que se corre con una hipoteca a tantos años y los posibles problemas y gastos que puede llegar a tener el piso, seguramente otro gallo nos cantaría. Pero eso no ocurrirá. Porque comprar un piso no es algo racional. Como vi hace tiempo con una persona cercana a la que pretendían explicarle cuanto iba a pagar de intereses por la hipoteca que acababa de contratar “no me expliques eso que me da igual y además me estás agobiando”.

Cuando la compañía telefónica de turno nos mete sin avisar un cargo de 1 € al mes porque nos está proporcionando un “servicio antivirus”, todo el mundo salta a la yugular: son unos ladrones, unos estafadores, y así es normal forrarse. Pero luego tomamos sin pensar una decisión que se va a llevar consigo un montón de sueldos de los próximos años sin siquiera hacer las cuentas para saber cuanto vamos a pagar.

Cállate y toma mi dinero

Desde los actores implicados (bancos, promotoras, constructoras, políticos …) saben que esto es así, y estimulan ese sentimiento y promocionan la compra de vivienda sea como sea. En algunos casos los titulares me hacen soltar una carcajada. Sin ir más lejos, la semana pasada aparecía este titular en prensa: En Madrid la oferta de vivienda nueva empieza a escasear. Preocupación en el sector. Vamos, que no es solamente el “me lo quitan de las manos”, sino el “dese prisa señora que se queda sin su piso”. Se van alternando los “el precio de la vivienda sube muchísimo” con los “ya no quedan pisos”. De risa, sobre todo viendo las promociones vacías que hay en barrios de Madrid como Sanchinarro o Las Tablas, por no hablar de sitios como Valdebebas, donde según cuentan ya es casi imposible comprar pisos porque “ya está todo vendido”. Pero la gente cree lo que quiere creer, y por supuesto se cree eso y lo que haga falta. Ahora nos quieren convencer de que un piso de 380.000 € es el que corresponde a “todos los bolsillos”. Eso si, en la mayoría de los casos no esconden el patrocinio de las noticias (“blablabla, según la promotora X”), cuando no directamente te cascan el logotipo al final del texto de la noticia. ¡En fin!

El argumento principalsi es que se le puede llamar así, es que con lo que pagas de alquiler pagas una hipoteca y además luego el piso es tuyo. Ayudan a tomar una decisión rápida las calculadoras de hipotecas de los bancos: “Si estoy pagando 800 € de alquiler y puedo tener una hipoteca por 600 €, estoy ganando 200 € al mes. Negociazo.”. Rara vez encuentras a alguien que ha hecho los cálculos teniendo en cuenta todo lo que hay que tener en cuenta: tasación/notaría/gestoría, los impuestos de compra del piso (10%), el seguro de vida que te obligan a contratar con la hipoteca… las derramas imprevistas de la comunidad… y las dos cosas más importantes y que más quebraderos de cabeza nos pueden dar:

  • Los tipos de interés: ahora están en mínimos de las últimas décadas, y bien que nos martillean los medios de comunicación todos los días para contárnoslo, pero lo cierto es que los tipos de interés no van a estar al 0% eternamente. El máximo histórico desde que se empezó a usar masivamente el euribor en el año 2000 es del 5,4%, pero los que tenemos memoria recordamos que nuestros padres pagaron hasta un 18% de interés por sus hipotecas. ¿Como va a evolucionar el euribor en los próximos años? Ni idea, pero lo que está claro es que teniendo en cuenta otros períodos históricos, los tipos de interés podrían subir un poco, mucho o muchísimo. En mi opinión es una irresponsabilidad hacer el cálculo de lo que nos va a costar una hipoteca sin simular al menos lo que nos costaría pagarla si los tipos fuesen del 5 y del 10%. El resultado sobre el precio final puede suponer cuotas mensuales mucho más altas o alguna que otra década de más para pagar el piso de lo que inicialmente habíamos calculado.
Evolución histórica del Euribor

Evolución histórica del Euribor

  • El IBI: porque cuando compras un piso, no dejas de pagar un alquiler: simplemente tienes un alquiler menor. Se llama IBI y es lo que los políticos piensan que les debes por haber comprado tu piso. Es cierto, cuando compras tu piso les das un 10% del precio del piso si es nuevo, y algo menos cuando es de segunda mano. Pero no se conforman con eso: tendrás que pagar anualmente el llamado Impuesto de Bienes Inmuebles. Dependiendo de donde vivas será más o menos caro. Desde 100 € al año de algunos pueblos hasta 550 € en algunas zonas de Madrid para casas no especialmente grandes. Podría decirse que es un gastos despreciable. Y no lo es. Pero no es que no lo sea por su cuantía, sino por la evolución que llevará en los próximos años. Por mucho que los políticos sigan en su particular mundo de la felicidad y la alegría, el estado de la economía española no es bueno. La deuda no para de crecer y ninguno de los partidos políticos con representación parlamentaria tiene como objetivo reducirla, por lo que seguirá aumentando los próximos años. Esa deuda la pagaremos sí o sí los de siempre. Cuando las cosas se pusieron feas en Chipre en 2013, los depositantes llegaron a perder hasta el 47,5% de sus depósitos en el banco, medida que fue validada por los altos mandatarios europeos. En España siempre se ha dicho que “el ahorro está en el ladrillo”. ¿A por quienes creen que irán cuando las cosas se vuelvan a poner feas aquí? No podemos descartar que el IBI se duplique o incluso que se multiplique por 10 durante el tiempo que viviremos en el piso. ¿Les parece exagerado? Pues miren aquíaquíaquíaquíaquí, aquí o aquí. Y no ha hecho más que empezar, porque la política fiscal de todos los partidos políticos con representación (PP, PSOE, Ciudadanos, Podemos, IU) es y será siempre subir los impuestos, excepto en periodo electoral. Si se hace una simulación que nos diga cuanto nos va a costar vivir en un piso en propiedad, es necesario incorporar al menos la posibilidad de que el IBI vaya subiendo de forma importante los próximos años.
Evolución del IBI en Pinto

Evolución del IBI en Pinto

Desde Aalquilar somos de la idea de que las decisiones de cada uno las tiene que tomar uno mismo. Por eso no nos vamos a permitir el lujo de decir a nadie que no compre piso y que se vaya de alquiler, pero nos damos cuenta de que cuando alguien adquiere un compromiso de este estilo y con ese riesgo durante décadas, las consecuencias no siempre se tienen en cuenta. Un caso que hemos visto últimamente es el de gente joven con buenas ideas que podría estar emprendiendo pero no lo hace por las obligaciones contraídas. En otros casos se genera un estrés añadido al hecho de que a uno puedan echarle del trabajo, cuando viviendo de alquiler la solución se simplifica mucho y permite optar por múltiples opciones menos drásticas. Por eso digo que comprar piso es una enfermedad, muy grave y bastante contagiosa, y por todo esto seguiremos dando a nuestros usuarios y a los suscriptores del blog nuestra visión sobre el mercado de la vivienda en España, su evolución y las cosas que hay que tener en cuenta si nos estamos planteando comprar piso. Para que la decisión sea vuestra, pero teniendo en cuenta todos los datos y situaciones que se pueden llegar a dar.

Calculando alquiler o compra

Comparte esto con tus amigos:

Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en Google+ Enviar por email a un amigo
Suscribete a nuestro blog y te enviaremos una notificación cuando publiquemos un post como este:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *